Comprometidos con las comunidades

Fundación Loma Negra lanza el Programa Compromiso a partir del cual nuclea todas las acciones de Voluntariado  que llevan adelante sus colaboradores en las distintas localidades donde la compañía está presente. Durante 2016 se implementaron 76 iniciativas beneficiando a más de 25.500 personas.

 

 

El Programa Compromiso de Fundación Loma Negra persigue la integración y articulación de los colaboradores de Loma Negra en sus comunidades, a partir de proyectos de voluntariado, el desarrollo del “Día de Hacer el Bien”, e iniciativas que contribuyan al desarrollo del Capital Social a través del fortalecimiento de las organizaciones de base.

_DSC9212-2 DiaDeHacerElBien10años_Avellaneda_25sept2016-37

 

 

 

DSC_0442

En 2016, se ejecutaron 41 acciones de voluntariado que alcanzaron a 6.650 beneficiarios realizadas en conjunto con aliados de las comunidades cercanas a las plantas. En Cañuelas, se destacó el proyecto de Educación Vial que Fundación Loma Negra realiza junto con Fundación Mapfre, la Jefatura Distrital de Educación de Cañuelas y el Municipio, a través de una campaña de seguridad vial en escuelas públicas y privadas para prevenir accidentes y concientizar a los jóvenes. Mediante un programa de e-learning, los alumnos de los últimos años del secundario participan de un curso de seguridad vial y luego son evaluados por un supervisor al finalizar cada módulo, y así obtener el certificado.

 

 

 

 

uribe 1 a uribe 1

Durante el DHB 2016 se realizaron 14 acciones en 14 localidades en las que participaron cerca de 1.300 voluntarios. Las iniciativas impactaron a más de 17.200 beneficiarios y contaron con el aporte de 120 empresas e instituciones. Dichas acciones constaron de un festejo que incluyó la construcción de una acción especial en el lugar, el reconocimiento a voluntarios con trayectoria, y espectáculos de recreación, con tortas y ambientaciones especiales. Así, el CIVICO Cañuelas realizó dos acciones en la localidad de Cañuelas y Uribelarrea para festejarlo: pintura de la sociedad de fomento, arcos de futbol para dos escuelitas de fútbol y juegos y bancos para la plaza del Líbano. De esta manera, un total de 95 voluntarios, con 13 aliados pudieron beneficiar a 1.000 personas.

Con el objetivo de mejorar los espacios comunitarios, durante el DHB los voluntarios del CIVICO Buenos Aires junto a la Municipalidad y los vecinos transformaron la Asociación Vecinal del Barrio Parque Martín Güemes de Avellaneda, la Plaza Deportiva J. D. Perón de Don Torcuato y la Plaza de la Amistad en el Barrio Plata, en Rosario, beneficiando a más de 1.500 personas.
Además, se implementaron 21 proyectos que promueven el fortalecimiento de las organizaciones de base. En Ramallo, la Parroquia Nuestra Señora de Fátima junto a Fundación Loma Negra, lanzó el proyecto “Balones El Refugio”, a partir del cual logró involucrar a jóvenes en situación de vulnerabilidad en un proyecto productivo que hoy se sostiene por sí mismo: son jóvenes que se encuentran en situación de riesgo y se insertan en la vida laboral a partir de un proyecto que les es propio. A su vez, para darle viabilidad al negocio, formaron una cooperativa de trabajo: lo que ganan se invierte en materiales y se distribuye en partes iguales. Para mejorar la calidad de las pelotas se firmó un acuerdo con el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) a partir del cual se capacita a los jóvenes.

 Por su lado, el CIVICO San Juan fortalece las relaciones con las instituciones a partir de la convocatoria al Consejo de Desarrollo Comunitario –CDC- con Uniones Vecinales. Una de ellas, por ejemplo, expuso la necesidad de instalar gas natural en su sede barrial, lo que le permitiría ampliar su emprendimiento de venta de pizzas, ya que había adquirido un horno pizzero. Esta alianza entre instituciones públicas, privadas y sociales en una red de articulación local permite que cada actor vea enriquecida sus capacidades y fortalecer el CDC y las acciones realizadas en la comunidad.

00000149 00000152

 

 

 

 

 

 

 

 

A su vez, el Ministerio de Desarrollo Humano y Promoción Social de la Provincia de San Juan destacó su interés por las iniciativas que realiza la Fundación y realizó las donaciones de artefactos de cocina y ventiladores que  necesitaba la Unión Vecinal de La Bebida.

Acciones que benefician a todos

 

Con el objetivo de mejorar los espacios comunitarios, durante la jornada del Día de Hacer el Bien (DHB) los voluntarios del CIVICO Buenos Aires junto a la Municipalidad y los vecinos transformaron la Asociación Vecinal del Barrio Parque Martín Guemes de Avellaneda, la Plaza Deportiva J. D. Perón de Don Torcuato y la Plaza de la Amistad en el Barrio Plata de Rosario beneficiando a más de 1500 personas.

 

 

 

El CIVICO Buenos Aires eligió tres acciones para trabajar junto a la comunidad durante el Día de Hacer el Bien, llevado a cabo el 25 de septiembre y el 2 de octubre. Por un lado, se realizó la puesta en valor de la Asociación Vecinal del Barrio Parque Martín Güemes, en Avellaneda. Por otro en el municipio de Tigre, se transformó la Plaza Deportiva J.D. Perón de Don Torcuato y finalmente se acondicionó la Plaza de la Amistad en el Barrio Plata de Rosario.

 

En AvelDiaDeHacerElBien10años_Avellaneda_25sept2016-4laneda, la sede vecinal tenía varias necesidades para cubrir, el edificio se encontraba bastante deteriorado, motivo por el que la gente del barrio no se sumaba a realizar las actividades que se ofrecían. “Nos sorprendimos por la cantidad de gente que vino a la actividad. Para nosotros es un antes y después de la institución, los jóvenes se empezaron a interesar, tenemos más convocatoria, y la gente tiene un lugar más agradable para estar”, explicó Pablo Giroussen, representante de la Asociación Vecinal.

 

 

DiaDeHacerElBien10años_Avellaneda_25sept2016-29

 

Luego de una charla de seguridad, los 108 voluntarios realizaron tareas de pintura en rejas y paredes, refaccionaron los vestuarios, mejoraron las canchas de fútbol y multideportes,  instalaron mesas y repararon los carteles de señalética de la plaza, además de compartir un desayuno y almuerzo en medio de un clima festivo. “Fue una actividad muy satisfactoria, ya que se sumaron muchos vecinos, tuvimos la participación de varios aliados, e incluso pudimos disfrutar de la banda del ejército”, resumió Guillermo Chavez, Coordinador de la acción de Avellaneda. “El buen resultado se logró gracias al trabajo conjunto de colaboradores de Loma Negra, Ferrosur, Lomax, vecinos y aliados”, agregó Alejando Lacquaniti, Técnico Local de Fundación Loma Negra.

_DSC9212-2

 

En Tigre, durante la jornada, se intervino artísticamente la medianera, se pintaron los arcos de fútbol, se rellenó la cancha de voley con arena, se plantaron árboles, se instaló un circuito saludable, y se mejoraron los juegos infantiles, lo que dejó un espacio verde de recreación casi totalmente nuevo. “Al ver las fotos, es notable el cambio que logramos en el espacio, una transformación muy grande. Como siempre, uno se lleva más de lo que dio”, reconoció Eduardo Blake, miembro del CIVICO Buenos Aires.

 

 

 

Don Torcuato 1Se sumaron  26 aliados, entre ellos, la Municipalidad que trabajó en alianza con Loma Negra en cuanto a la limpieza del predio y las habilitaciones, así como también informando a los vecinos de las acciones que se llevarían a cabo. “Siempre intentamos abrirle las puertas necesarias a Fundación Loma Negra para que puedan realizar estas acciones que nos benefician a todos. Por eso, nos encargamos de caminar el barrio para que la gente supiera de qué se trataba y se involucre”, comentó Verónica Vidal, perteneciente al área de Responsabilidad Social de la Municipalidad.

 

 

Los vecinos recibieron a los 80 voluntarios con los brazos abiertos y las manos preparadas para trabajar a la par. Compartieron un almuerzo y empezaron a disfrutar de las nuevas mesas que se instalaron, donde antes había solo asientos. “Disfruto colaborar siempre del DHB ya que vengo de Tucumán y sé lo que es tener necesidades, entonces me gusta que la empresa se ocupe de ayudar a la comunidad, y yo poder brindar una mano“, expresó Carlos Juárez, Voluntario de Loma Negra.

 

_ASC8506En Rosario, 20 voluntarios de Loma Negra 24 voluntarios de la Municipalidad de Rosario y del Centro de Vecinos del Barrio Plata se reunieron para reacondicionar lo juegos de la Plaza de la Amistad, mejorar su cancha multideportes, plantar árboles, pintar las rejas lindantes con la cancha de fúltbol y pavimentar un camino para el tránsito de peatones. Además, voluntarios de la empresa, construyeron y colocaron los tableros de las jirafas de la cancha de básquet. El evento que terminó con un show de payasos que disfrutaron todos._ASC8631

 

Alejandro Lacquaniti, Técnico Local de Fundación Loma Negra, destaca: “Quizá una de las refacciones más importantes que se hizo fue el camino para peatones, hecho con hormigón por voluntarios de la empresa. Es una plaza muy transitada porque queda al lado de la autopista. Por lo tanto, la gente la cruza para tomarse el colectivo. Antes, el camino era de tierra y cuando llovía los vecinos se embarraban al cruzar”.

 

 

 

FICHA

Actividad: Puesta en valor de la Asociación Vecinal del Barrio Parque Martín Güemes, Avellaneda,  transformación de la Plaza Deportiva J.D. Perón de Don Torcuato, Tigre y reacondicionamiento de la Plaza de la Amistad en Rosario.

Voluntarios: 232

Aliados: 28

Beneficiarios: 1500

 

Cambiar realidades a partir del compromiso

Don Torcuato y Rosario fueron las localidades elegidas por el CIVICO Buenos Aires para llevar adelante la séptima edición del Día de Hacer el Bien.

Con el objetivo de poner en valor dos escuelas primarias el CIVICO Buenos Aires focalizó las acciones del Día de Hacer el Bien (DHB) en la Escuela de Enseñanza Media N°3, de Don Torcuato y en la Escuela Primaria N°1289 Río Paraná, de la ciudad de Rosario. A partir del esfuerzo de 322 voluntarios y la colaboración de 4 aliados se lograron cumplir con el objetivo de mejorarle la escuela a 1.600 chicos.

La acción del DHB en la Escuela de Enseñanza Media N°3, de Don Torcuato, comenzó a las 9 de la mañana del 3 de octubre. Previamente voluntarios del área de mantenimiento habían visitado la escuela para relevar las tareas a realizar y, el viernes anterior, un grupo comenzó con los trabajos de pintura en altura en: el exterior, interior, rejas y muchetas. “Me llamó la atención el compromiso de todos los docentes y los padres y eso te da mucho más placer porque sabés que para ellos es muy importante”, cuenta Carlos Juárez, del área de Transporte de Lomax, quien participa desde hace siete años del DHB.

Buenos Aires

Claudia Ojeda, directora de la escuela, había vivido el DHB como voluntaria en 2014 y se propuso que en 2015 trasladaría esa experiencia a su escuela. “En el DHB se logra hacer en varios días eso por lo que trabajás años, con lo cual la transformación es total y eso tiene un impacto emocional muy grande para todos”, enfatiza y agrega: “Lo importante también es que esta jornada te invita a construir junto al otro, no vienen a regalarte las cosas, sino que vienen a trabajar junto a vos y ese es el mejor mensaje que le podemos dar a nuestras familias”.

Luego del desayuno y la charla de seguridad, los 160 voluntarios (43 propios y 116 externos), fueron divididos en grupos de a 15. El referente de cada grupo asignó tareas y materiales de tal forma que las 16 aulas, los pasillos, todas las puertas, rejas y el frente del colegio quedaran pintados para el mediodía. Paralelamente, otros grupos trabajaban en la pintura del patio y en la instalación de canteros que fueron construidos por los alumnos de la escuela con madera reciclada de pallets. También cercaron y señalizaron el área de la bomba de agua. “Aprendimos que la organización previa es fundamental. Por eso durante la semana anterior al evento se le explica al referente cuál será su función y sus obligaciones y de esta forma se evita que el voluntario no sepa qué hacer”, explica Marcelo Bielecki, Líder de Abastecimiento de Ferrosur y encargado de gestionar todas las compras y distribuir las pinturas y materiales durante la jornada.

Buenos Aires - 218Luego del almuerzo terminaron los últimos detalles y comenzaron a limpiar todo para que el lunes los chicos pudieran asistir a clases normalmente. “Fue una experiencia positiva y gratificante ya que no solo permite brindar un servicio a la comunidad sino también  compartir con tu familia una jornada solidaria”, cuenta Alejandra González, Líder de Administración de Ventas de Loma Negra. Para el año que viene el desafío que se plantean desde el CIVICO es sumar nuevos voluntarios. “Hoy somos un grupo consolidado con muchas ganas y mucho compromiso y sería muy bueno que más gente se sume a esto que hacemos”, concluye Bielecki.

Claudio Santisteban, es chofer en Lomax hace más de20 años y si bien nunca había participado del DHB sí le contaba a su familia las actividades que hacían sus compañeros durante esa jornada. “Este año mi mujer me pidió que por favor escribiera postulando a la escuela donde van mis hijas y la verdad que no pensé que la elegirían”, cuenta emocionado Claudio y agrega “hoy me doy cuenta de lo que somos capaces de hacer cuando tenés compañeros y una Fundación que te apoyan y te acompañan, es muy movilizante”.

Las dos hijas de Santisteban van a la Escuela Primaria N° 1289 Río Paraná, ubicada en el Barrio Rucci, en la zona norte de la ciudad de Rosario, camino a Santa Fe. La institución, a la que asisten 600 alumnos en tres turnos, no había sido pintada en 25 años, tenía su patio con las baldosas rotas y varias de sus mamposterías requerían arreglos. “Lo más importante de esta experiencia fue ver el grado de compromiso que tuvo toda la comunidad de la escuela, porque junto a nosotros estaban los alumnos, los padres y los docentes”, cuenta Jimena Romero del área de Compras de Lomax – Planta Uriburu, al mismo tiempo que rescata la participación de colaboradores de Buenos Aires que viajaron especialmente a Rosario para colaborar en el DHB.

   Buenos Aires-Rosario_ASC3353
Esa mañana, 162 voluntarios, 17 propios y 145 externos, trabajaron desde muy temprano para pintar 14 salones y sus pizarrones, la fachada externa, un gran mural y las rejas, así como reponer las baldosas rotas del patio. SyG, un proveedor de Lomax, realizó todos los trabajos de herrería mientras que el corralón La Elena donó materiales. Paralelamente, un grupo de animación divirtió a los más chicos para que sus papás pudieran trabajar.

“Nunca dimensioné lo que se iba a hacer, pensé que pintaban una pared y listo. Sin embargo, cuando vi que venían muchas veces y nos consultaban comencé a entusiasmarme. Hoy tengo una nueva escuela con docentes, padres y alumnos más comprometidos y ese logro es impagable”, enfatiza Analía Falsen, directora de la institución. Para Santisteban también fue un gran cambio. “Mi esposa ahora está en la cooperadora y ya lograron generar fondos para comprar otras cosas que necesita la escuela. El DHB fue un antes y un después para toda mi familia”.

El Día de Hacer el Bien en Rosario- 2014

En Lomax –  Planta Uriburu se realizó la iniciativa solidaria en alianza con la Unión Obrera de la Construcción de la República Argentina (UOCRA). El objetivo fue mejorar las condiciones edilicias de un colegio en las periferias de Rosario al que concurren 680 alumnos.

Efecto contagio

En Lomax –  Planta Uriburu se realizó la iniciativa solidaria en alianza con la Unión Obrera de la Construcción de la República Argentina (UOCRA). El objetivo fue mejorar las condiciones edilicias de un colegio en las periferias de Rosario al que concurren 680 alumnos.

“Fue impactante”, responde Claudia Álvarez, directora de la Escuela Cristiana Evangélica Argentina Nº 3151, cuando se le pregunta por la experiencia vivida durante el Día de Hacer el Bien en Rosario y agrega, “no fue sólo lo que logramos sino que los voluntarios de Lomax contagiaron su forma de ser y hacer…vivimos lo que significa pertenecer a la comunidad Lomax  y ésa fue una gran enseñanza para nosotros”.

Rosario 2La escuela está ubicada en la zona norte, a ocho kilómetros de Planta Lomax, en un barrio periférico de la ciudad de Rosario, de casas bajas y de familias que viven de planes sociales. Cuenta con una matrícula de 680 alumnos en sus tres niveles, de los cuales casi un 90% se encuentra en situación de vulnerabilidad. “Conocimos la escuela por la UOCRA, ellos son padrinos y realizaron tareas en el lugar. La visitamos, nos reunimos con la directora del secundario y se decidió realizar el Día de Hacer el Bien ahí”, cuenta Alejandro Torrejón, del área de Montaje y Hormigón de Planta Lomax. Lo primero que plantearon fue la necesidad de mejorar el acceso ya que los días de lluvia era imposible llegar. Asimismo, explicaron la necesidad de ampliar la escuela ya que la matrícula crece año a año.

Unos días antes del domingo 31 de agosto se construyó una vereda de hormigón junto a personal de la UOCRA Rosario 3con el fin de que sirva en un futuro para los cimientos de las nuevas aulas. La jornada comenzó con una charla sobre seguridad y a partir de ahí se distribuyeron las tareas entre los 87 voluntarios. Cerca de las 14 horas habían terminado de pintar la vereda nueva, las seis aulas y el salón de usos múltiples, se retiraron todos los escombros de las otras veredas, se realizó el cableado eléctrico y se cambiaron los enchufes que estaban rotos y todas las tapas de luz. “Lo más importante y loable es que esta forma de construir se instala en los chicos y fue gratificante volver a los pocos días y encontrarte que los alumnos que participaron son los guardianes de sus propias aulas”, enfatiza Hugo Del Bianco, coordinador de Producción de Planta Lomax. Para Jimena Romero, del área de Compras, lo relevante es que sumando el esfuerzo de todos se logra cambiar la realidad de donde estudian esos chicos. “Por ejemplo, cuando fuimos a ver la escuela notamos que no tenían libros como material de estudio, así que se donaron libros de cuentos y yo llevé unos específicos que eran de mi mamá cuando daba clases”, detalla.

Por la tarde se sirvió un chocolate con facturas mientras los más chicos disfrutaban de los inflables y las animaciones que se había preparado para ellos.

“Podemos decir que la escuela es otra, que dan ganas de venir y seguir haciendo –enfatiza quien llegó a la institución hace 30 años como maestra del ciclo inicial y hoy es la directora del secundario-. Pero más allá de eso, nos enseñaron que lo importante es trabajar por el mismo objetivo, ayudarnos y potenciarnos”.

Día de Hacer el Bien – CIVICO Buenos Aires – Rosario

Ayudar a crecer

Por segundo año consecutivo se volvió a elegir la Escuela Domingo Silva de la ciudad de Rosario para el Día de Hacer el Bien. Con graves problemas de vandalismo sufridos durante el año los voluntarios focalizaron su esfuerzo en arreglos edilicios y en recuperar el camino de acceso a la escuela. 

La Escuela Domingo Silva 6379 está ubicada en una zona rural, muy descampada, a veinte cuadras de la planta de Lomax en Rosario. Fue la elegida de este año nuevamente para realizar la actividad del Día de Hacer el Bien. “Es una escuela que está en una zona despoblada y con muchas necesidades. Por eso, el año pasado instalamos juegos para los chicos, realizamos arreglos de pintura y reacondicionamos la cancha de fútbol, entre otras cosas. Pero este año, decidimos volver dado que les había tocado vivir muchas escenas de vandalismo y robos”, cuenta Hugo del Bianco, coordinador de Operaciones en Lomax Uriburu, quien lideró la actividad.

Como el comedor de la escuela tenía las paredes rotas y manchadas, realizaron trabajos de limpieza y pintura y arreglaron los problemas de humedad que presentaban algunas paredes. Otro inconveniente que tenían era el mal estado del camino de acceso, con innumerables baches que lo hacía intransitable los días de lluvia. Para este arreglo se contó con la participación de un contratista de la planta quien aportó la logística para el traslado del material de barrido que se recupera del proceso de lavado de camiones en la planta y con esa mezcla se rellenaron los baches mediante una pala cargadora.

En esta iniciativa participaron 19 voluntarios de planta Rosario, además de la colaboración de los alumnos y maestras que no dejaron de pintar. Dado que la escuela tiene un convenio con el Gobierno de la provincia para el traslado de los alumnos con micros y combis debido a la distancia, la jornada se realizó el lunes 26 de agosto ya que se imposibilitaba llevar los alumnos durante el fin de semana.

Desde sus comienzos, Jimena Romero, contadora que trabaja en la Gerencia de Compras de Lomax Uriburu, participó en las actividades de voluntariado que se realizaban. “Siempre es lindo ayudar al prójimo y ver las caras de agradecimiento de los chicos”, señala la encargada de comprar todos los insumos para el gran evento. “Preparamos un desayuno con chocolate caliente, llevamos alfajores, galletitas y golosinas, mientras alumnos y docentes se sumaron a pintar con nosotros”.

Gabriela Albano es la directora de la escuela Domingo Silva, de nivel primario y secundario a la que asisten 120 alumnos. A pesar del frío que les tocó durante la jornada de voluntariado, la experiencia fue muy motivadora tanto para chicos y grandes que colaboraron pintando el salón y se divirtieron motivados con la “nueva cara” que  le daban a su escuela.

 Rosario 2

Día de Hacer el Bien – CIVICO Buenos Aires (Rosario)

Educación ambiental y mejora de infraestructura escolar

El lugar elegido fue el predio de la escuela Domingo Silva de Rosario, que en los últimos meses fue víctima de robos y saqueos, motivo por el que se decidió ayudar a dicha institución.