Fundación Loma Negra, en alianza con los distintos sectores de la comunidad, lanzó Villa-BA Emprende, proyecto  que  busca desarrollar la cultura emprendedora de las localidades de Villa Cacique y Barker.

 

Fundación Loma Negra, el Municipio de Benito Juárez y la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Nacional del Centro (UNICEN) pusieron en marcha el proyecto Villa-BA Emprende a partir del cual se busca sensibilizar y fomentar la cultura emprendedora al conjunto de la comunidad de Villa Cacique y Barker; incentivar la formulación de ideas de negocios con potencialidad y fortalecer las capacidades emprendedoras del participante para la generación de modelos de negocios tendientes al desarrollo de proyectos innovadores.

“La iniciativa surge a partir de un diagnóstico socioeconómico que realizó la Universidad entre octubre de 2012 y marzo de 2013, del cual se desprende el bajo nivel de emprendedorismo, incluso se detectó que esto llevaba, en muchos casos, a que los jóvenes emigraran a otras localidades en busca de oportunidades”, explica Martín Isasa, gerente de Planta Barker y miembro del CIVICO.

Enmarcado dentro del programa Jóvenes en Acción de Fundación Loma Negra, contempla el dictado de tres talleres, dos de los cuales ya se desarrollaron y contaron con la participación de 84 personas. A partir de éstos, se presentan casos de emprendedores locales exitosos y se brindan herramientas básicas para el desarrollo de ideas que a futuro puedan resultar viables. “Buscamos mostrarles que existe una alternativa diferente a irse o a tener un trabajo en relación de dependencia, por eso el foco está en motivarlos, en lograr ese cambio cultural y romper con la dinámica que determina que la única manera de salir adelante es emigrando” enfatiza Sebastián Auguste, director del Instituto de Economía de la Facultad de Ciencias Económicas de la UNICEN, facultad que junto con la Municipalidad, tendrá la ejecución técnica del proyecto.

A partir de agosto se implementará el “Concurso de Ideas Empresariales”, las elegidas contarán con tutorías por parte de profesores de la UNICEN durante ocho meses. El objetivo será no sólo diseñar un plan de negocio sino otorgar a los seleccionados la capacidad de pensar alternativas y reinventarlas. “Apuntamos a que la comunidad en general y los jóvenes en particular revaloricen el lugar donde viven a partir de la explotación de recursos que ya existen en la región y que no son aprovechados”, informa Isasa. Para Auguste, la potencialidad del proyecto es altamente motivadora: “Sabemos que el que tenía ganas de emprender es muy posible que se haya ido, sin embargo, se observa que la tasa de actividad de la mujer es muy baja con lo cual hay mucho camino por recorrer”.